[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_imagetheme”][/siteorigin_widget]

La educación virtual presenta muchos retos, entre estos está la organización del contenido y actividades académicas. Es por ello que queremos darte algunos tips para facilitar a tus estudiantes interactuar con la información de una manera más eficiente en tus cursos de Moodle.

1. Estructura con coherencia

La estructura o formato del curso debe ser consistente con el contenido académico. Esto permite a los estudiantes ubicarse con mayor facilidad dentro de él. Organiza los cursos en semanas, meses o encuentros, o por disciplina o temática académica. Los estudiantes tendrán así mayor precisión para encontrar ciertos documentos, tareas y actividades en general. Aprende a como editar un curso. 

2. Utiliza palabras claves y nomenclaturas

[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_imagetheme”][/siteorigin_widget]

Mucho contenido en la plataforma puede hacer demasiado “ruido”. Sé preciso y utiliza palabras claves para que los estudiantes pueda identificar más fácilmente lo que realmente importa. Déjales muy claro sus obligaciones y responsabilidades respecto a sesiones, actividades, carpetas y recursos, de modo que no lo confundan y omitan.

3. Activa el progreso de curso

Esta es una opción que permite al estudiante marcar actividades concluidas, y así saber en qué etapa está ubicado siempre. Esto funciona como un separador de libros. Aprende cómo usar las finalizaciones de actividad.

[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_animation”][/siteorigin_widget]
[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_imagetheme”][/siteorigin_widget]

4. Proporciona instrucciones claras y precisas

Enlista las instrucciones en formato de bullets o viñetas, y no dejes de fuera ningún detalle. De esta manera los estudiantes deberán entender los tiempos y las formas en que deberán cumplir con sus actividades. Adicionalmente, configura los tiempos y restricciones en las actividades de Moodle, o en el LMS que uses. Aprende a poner restricciones de acceso en Moodle.

5. Aprovecha los títulos y las descripciones

Moodle permite que puedas organizar el contenido académico con el apoyo de títulos y subtítulos, lo cual hace que el estudiante comprenda desde el inicio de qué tratará cada tema o actividad. Puedes usar imágenes llamativas y alusivas al contenido para facilitar aún más la comprensión.

6. Utiliza las categorías de forma adecuada

Haz que sea más sencillo ubicar un curso a tus estudiantes con las categorías y subcategorías. Estas son como árboles con  un número infinito de ramificaciones para que puedas clasificar tus cursos. Lo cierto es que tener demasiados subniveles también puede resultar tedioso al estudiante, por ello, tienes que encontrar un equilibrio entre claridad y cantidad. Aprende a crear un curso.

7. Agrega variedad para destacar

Crear diferentes tipos de actividades en tu curso de Moodle permite que los estudiantes puedan ubicarse mejor en su estructura, y consecuentemente desenvolverse mejor en él. De lo contrario, los estudiantes se perderían entre tanta monotonía.

Moodle proporciona una gran variedad de herramientas que permiten desarrollar actividades  interactivas, de manera que los alumnos se sientan más motivados. Inclusive, puedes usar herramientas externas para agregar contenido visual en HTML. Mira en este vídeo cómo insertar un Genially.

[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_imagetheme”][/siteorigin_widget]

Visita el sitio de entrenamiento gratuito en Moodle para que saques provecho de esta herramienta. No te obliga a suscribirte, está totalmente abierto, y a tu disposición. Ir a Sitio de Entrenamiento Gratuito de Moodle. 

[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_divider”][/siteorigin_widget]
[siteorigin_widget class=”thinkup_builder_calltoaction”][/siteorigin_widget]